Soto en Cameros acoge la XIII edición de la Feria de la Trufa de Verano.

La Rioja

La Rioja es la mas pequeña de las provincias autónomas españolas. Se encuentra en el extremo norte de la península ibérica, casi escondida entre el País Vasco, Navarra, Aragón y Castilla León. Una pequeña joya montañosa, recorrida de este a oeste por el rio Ebro y su afluente el Oja. La conocen bien solo aquellos que han ido allí y los apasionados del vino. De hecho, lo primero que viene a la mente pensando en este pañuelo de territorio ibérico es la floreciente extensión de 55 mil hectáreas de viñedos que la recubren y sus cepas de Tempranillo, Garnacha, Viura blanca, Mazuelo y Graciano. Nombres famosos a los apasionados de enología que conocen los secretos de las uvas más prestigiosas al mundo.
Rioja en España es sinónimo de vino de calidad, de aquí vienen los vinos que acompañan y maridan con los menús del vecino País Vasco, la región considerada hoy día, junto con Cataluña, la capital europea de la alta cocina.
De hecho, una pequeña parte del área vinícola, La Rioja Alavesa, se encuentra en la comunidad vasca, mientras las más grandes Rioja Alta y Rioja Baja se encuentran la mayoría en la región homónima. Grandes vinos como el Crianza, la Reserva y el Gran Reserva de la Rioja, vinos “símbolo” envejecidos durante muchos meses en pequeñas barricas de madera, ricos en taninos, pobres en acidez, con aromas intensos y complejos gracias a la uva Tempranillo, originaria de esta zona y ahora difundida en toda España. (El nombre Tempranillo deriva de “temprano” porque es una uva precoz).

trufa


NO SOLO VINO

Pero La Rioja no es solo vino, ni podríamos delimitarla a las joyas arquitectónicas de los monasterios del Medioevo que aquí surgían a lo largo de las rutas de los Peregrinos de Santiago de Compostela. De hecho, parece ser que tiene una vocación para apaciguar las exigencias de los gourmets más refinados, porque la atmosfera espiritual que se respira se acompaña también con el alma terrenal.
Sí, La Rioja es una de las zonas de España donde crece espontanea la Trufa Negra, la famosa Tuber Melanosporum y donde también, año tras año, con constancia y dedicación, han conseguido cultivar en las zonas truferas más adecuadas la variedad Tuber Aestivum, mejor conocida como trufa de verano.
Las tierras donde crecen las trufas se sitúan entre los 700-1.200 metros sobre el nivel del mar, donde las precipitaciones oscilan entre los 450-650 milímetros al año y crean condiciones ideales para el desarrollo de estas perlas aromáticas. Muchos de los lugares aptos para las trufas se sitúan al interior de un precioso espacio natural: la Reserva de la Biosfera de los Valles del Leza, Jubera, Cidacos y Alhama, declarada oficialmente por la Unesco en el año 2003. Las especies más difundidas son las Tuber Aestivum, Tuber Brumale y Tuber Melanosporum.


LAS TRUFAS DE SOTO EN CAMEROS

La capital de la trufa es un pequeño pueblo en piedra con 150 habitantes situado a cerca de 700 metros de altitud, en plena Reserva de la Biosfera. Se llega a él a través de una gran variedad de paisajes: cañones, precipicios, valles abiertos y escarpados. Si las zonas planas son intensamente cultivadas, las más escarpadas son el hábitat ideal de algunas de las rapaces más imponentes que habitan en la península ibérica. Justo en Soto en Cameros, el Ayuntamiento organiza la Feria de la Trufa de Verano, una cita ineludible en el mes de junio desde hace ya trece años. Aquí los apasionados se encuentran para disfrutar de un fin de semana realmente especial, entre degustaciones gastronómicas, showcooking, visitas teatralizadas y demonstraciones de caza con los perros. La jornada más esperada es el domingo cuando, a las 11, se abren las paradas donde se pueden comprar los productos trufados, además de la trufa fresca.
Los menús a base de trufa se sirven también en los restaurantes de los pueblos cercanos a Soto, como Laguna en Cameros y San Román.

trufa


LA COCINA LOCAL HACE AMPLIO USO DE LAS SETAS.

La culpa la tenemos nosotros, los italianos (yo lo soy y se muy bien lo que estoy diciendo): antes en las mesas de las familias y de los restaurantes de la zona habían muchas variedades de setas “dignas a la par” de participar en la elaboración de las recetas locales; luego se preguntaron porque los italianos querían comprar en particular enormes cantidades de Boletus Edulis, los “Porcini”, sea cual fuera su estado: sanos y no sanos, jóvenes o viejos. Fue así que empezaron aquí a volverse ellos también “porcinomani” (maniáticos del boletus edulis), tanto que hoy día, todas las cuatro variedades y especialmente el Boletus edulis, cocinados solos o mezclados todos juntos, son los protagonistas de la restauración local. Por otra parte, estos bosques son tan generosos que siempre los hay, así como no faltan las Amanitas y los Perrexicos.

Más información: Ayuntamiento de Soto en Cameros – Tel. 637.20.10.41

Artículos relacionados: Trufas y Setas de la Rioja (En italiano)

By | 2017-07-05T17:01:18+00:00 junio 22nd, 2017|Mundo de la Trufa|0 Comments

About the Author:

Leave A Comment